Enseñanzas - Carlos Narváez

El progreso

En la creación de Dios, todos venimos de una fuente única, esa fuente única es Dios, Alá, Yahvé, El Creador, no importa el nombre que le den, es uno solo y es amor.  

En su creación y ya sobre esto hay hermanos y hermanas que tienen el conocimiento, que saben, que existiendo tres niveles, grados:
 

  • En el primero se encuentran los Arcángeles, Espíritus Puros, Mensajeros de Dios, Ministros de Dios, En el segundo peldaño, están los ángeles de Dios que pueden encarnar o que no pueden encarnar Tronos, Potestades, Serafines, Querubines, ellos ya no encarnan se han fusionado a nuestro Padre.
  • En el segundo peldaño, están los ángeles de Dios que pueden encarnar o que no pueden encarnar.
  • En el tercer peldaño, están los hermanos y hermanas que tienen karma, que pueden estar encarnados o no pueden estar encarnados.

El progreso es constante y continuo para todos, en consecuencia, esta parte del cosmos, donde ustedes, a través del conocimiento que la ciencia de vuestro mundo ha alcanzado y les informa respecto de la existencia de galaxias, lo que los seres humanos aprecian es solo una parte de lo creado y una parte muy pequeña, ya que en lo que respecta,  a la otra parte, la contraparte de ésta creación, es también galaxias, constelaciones, sin embargo, solo moran ángeles de Dios, nuestro hermano tiempo atrás les habló de los hoyos negros y se les dijo a ustedes a través de nuestro hermano, que estos eran vórtices de transmutación.

De tal manera que estos vórtices que conducen, a este otro universo paralelo, donde moran ángeles de Dios y existen galaxias de tal manera que nuestro Padre sigue creando constantemente, continuamente, los hermanos y hermanas que no tienen karma, asisten a nuestros hermanos y hermanas que tienen karma.