Oración la gran invocación

Hay un significado: “Que la luz, el amor y el poder”, el poder es Dios, la luz es Dios, el amor es Dios, pero “Que la luz, el amor y el poder restablezcan el Plan Divino de Dios en la Tierra”, significa cuando el espíritu santo a través de la verdad que es la luz, le permite al ser humano entender que Dios está dentro de cada uno de sus hijos e hijas y Dios derramando su misericordia y concediendo que se expanda el amor que hay en cada uno de ustedes, este amor los transforme.

Que la luz, el amor y el poder restablezcan el Plan Divino de Dios en la tierra, ese plan divino es que todos se conviertan en ángeles, el camino de la angelitud no es difícil, el camino de la angelitud es un camino de amor pero también de perdón, porque muchos hermanos que no logran sencillamente progresar, es porque no quieren perdonar, es porque también prefieren juzgar cuando el único que juzga es Dios y yo ya expliqué, que él que juzga va a tener que ver necesariamente en su vida, aquello que ha juzgado.

La luz divina es una emanación de Dios, pídela para ti y para todos.